fbpx

Qué hacer

En la zona es posible hacer actividades como senderismo, cicloturismo, piragüismo, rutas a caballo, avistamiento de aves o visitas guiadas, entre otras. Todas con una cosa en común: siempre en contacto con la naturaleza.

Jimena de la Frontera se encuentra ubicada en un punto de enlace estratégico para los amantes del Golf y del Polo

Actividades de naturaleza

En la carretera que une Jimena de la Frontera con Puerto Galis está la Sauceda, un área recreativa y de acampada desde el que parte un sendero que se adentra en un bosque umbrío, donde la niebla y la sombra dan como resultado la Laurisiilva (bosque subtropical característico de la zona). Por aquí se camina entre los típicos canutos de la zona y bosques en galería con el sonido del agua de fondo. Además de alcornoques también están muy presentes otras especies muy características del parque, tales como laureles, quejigos, musgos y helechos. El recorrido culmina en el Pico del Aljibe, que nos proporciona unas hermosas vistas.

Este afluente del río Guadairo, da nombre a un sendero que a su paso por Jimena de la Frontera tiene una longitud de tres kilómetros y tarda en recorrerse aproximadamente una hora y media. Es un sendero que destaca sobre todo porque aúna la belleza del río Hozgarganta, último río virgen de Andalucía (al no contar con regulación en toda su cuenca), con la historia. Una parte transcurre por los caminos labrados en roca que facilitaban el acceso a los puntos de captación de agua en Jimena de la Frontera durante los siglos XIX y principios del XX, destacando la Fuente de la Teja. Otra parte,  por el Canal de la Real Fábrica de Artillería, construida en la segunda mitad del siglo XVIII para la fabricación del material bélico necesario para la defensa de las colonias de ultramar.

El camino de Santiago pasa por Jimena de la Frontera. Así es, puesto que el peregrino que inicia su andadura en el Campo de Gibraltar pasará por la Vía Serrana, que lo llevará hasta el inicio de la Vía de la Plata, a la sazón uno de los itinerarios jacobeos más importantes de la península ibérica. Con una longitud de 32 kilómetros y un tiempo de recorrido en torno a las ocho horas se encuentra perfectamente señalizado con las correspondientes flechas amarillas, símbolo del camino de Santiago. A lo largo de este sendero disfrutaremos del paisaje de la zona y encontraremos iglesias, fuentes, ríos, puentes y mucho aire puro que respirar.

Partiendo desde la calle Fuentenueva,  a la salida de Jimena de la Frontera, este sendero nos permite un primer contacto con una de las especies que junto al alcornoque tiene gran protagonismo en el Parque Natural de los Alcornocales, el acebuche. Haciendo camino empezaremos a observar cada vez una mayor presencia de pinos piñoneros y llegaremos hasta el mirador del Puerto de las Asomadillas, desde donde disfrutaremos de vistas panorámicas del río Hozgarganta, el Pico del Aljibe (el pico más alto del Parque de los Alto del Parque Natural de los Alcornocales, con más de 1.000 metros sobre el nivel del mar) y de la propia Jimena de la Frontera y su castillo.

Los amantes del ciclismo en carretera tienen aquí uno de los ascensos más duros y atractivos de la provincia de Cádiz. Partiendo de la ribera del río Hozgarganta, al pie mismo de Jimena de la Frontera, este ascenso se desarrolla por una carretera reasfaltada en pleno Parque Natural de los Alcornocales. Su recorrido se inicia con importantes pendientes de hasta el 17% en el que el pedaleo habrá de ser tosco y constante. Sin embargo, conforme se van ganando kilómetros a la carretera, ésta se transforma en una pista de divertido trazado en el que las rectas en ningún momento son demasiado largas. Además las rampas ya no volverán a ser tan acentuadas como las iniciales aunque sí habrá que encarar importantes repechos. La vegetación y fauna autóctona de la zona nos acompañarán durante toda la etapa

El sendero Río de la Miel, dentro del término municipal de Algeciras, discurre por la ribera del río Miel y pasa  por el Molino de Escalona, que hoy en día sigue funcionando. El sendero está repleto de vegetación y llega a adentrarse en uno de los populares y reconocidos canutos del parque atravesando un puente de piedra de estilo medieval. Finalmente, siguiendo el curso del río, se llega a una impresionante cascada flanqueada  por dos grandes rocas que desemboca en una poza de agua entre azul y verdosa. Puro paisaje tropical y, según cuenta la leyenda, zona de bandoleros y salteadores.

Fiestas populares de Jimena

Entre febrero y marzo de cada año se celebran los carnavales, no sólo en la propia Jimena de la Frontera, también en la pedanía de San Pablo de Buceite. Estas fiestas gozan de una merecida buena fama en la provincia por ser muy completas, además de divertidas…  Actuaciones de grupos locales y concurso de disfraces culminan con “la tagarniná”, para añadir al arte, al buen humor y a la diversión el estupendo ingrediente de disfrutar de buena comida. Por cierto, tal es la afición pos los carnavales por aquí que en agosto se celebra cada año “La Noche Carnavalesca”.

Durante el mes de mayo se celebra la feria agrícola y ganadera de la localidad. En ella tiene lugar “El Mercado de Ganado”, donde se realiza el trato de compra y venta de ganado, expuesto en los alrededores del reciento ferial. También hay que destacar la celebración del “Concurso Andaluz de Arriería”, actividad muy común en la zona en tanto que las planchas del alcornoque, una vez cuidadosamente sustraídas del árbol, son transportadas en mulas hasta la carretera. También se celebran las “Jornadas Cinegéticas”, no en vano gran parte de la Reserva Nacional de Caza de Cortés de la Frontera (a 42 kilómetros por carretera desde Jimena de la Frontera) se encuentra dentro del Parque Natural de los Alcornocales.  Además por las noches, en la caseta municipal, se baila la “jincaleta” que es el baile tradicional de aquí.

El Festival de Música de la localidad se celebra cada mes de julio habiéndose consolidado ya como uno de los más sorprendentes en toda Andalucía. Una acertada apuesta por el mestizaje en el que tienen cabida géneros musicales tan diversos como el rock, la música étnica, la salsa o el jazz. Se desarrolla en escenarios naturales y ya han pasado por él artistas como Estrella Morente, Paco Cepero, Joan Manuel Serrat o Sara Baras.

La feria de Jimena de la Frontera se celebra cada mes de agosto desde 1842. Durante el día se celebran  numerosos actos culturales y deportivos y durante la noche adquieren especial protagonismo las casetas, llenas de alegría y color. La feria empieza con la cabalgata de gigantes y cabezudos que recorren las calles de la localidad acompañados por la Escuela Municipal de Música. Seguidamente un cortejo de reinas y damas recorre las calles hasta la plaza de la Constitución, antesala del pregón y del posterior acto de alumbrado e inicio de la feria. A partir de ahí… ¡a pasarlo bien!

Jimena de la Frontera y su entorno atesoran un gran patrimonio histórico y arqueológico. Cada viernes del mes de octubre este patrimonio es recordado y contado en una serie de conferencias en torno a las distintas civilizaciones y culturas que han pasado por aquí a lo largo de los tiempos.

Anualmente, a finales de noviembre se celebran estas jornadas que tienen como objetivo promover el conocimiento y disfrute del Parque Natural de los Alcornocales. Como ejemplo, durante estas fechas los restaurantes de la zona ofrecen platos elaborados con setas (muy típicas en esta época de año en el parque) demostrando así las muchas posibilidades gastronómicas de este manjar y las muchas combinaciones de sabor que puede producir. De hecho, Jimena de la Frontera tiene una lonja para la venta de setas, muy demandadas en el norte de España y de Europa

La Capital Europea el Golf

Para los amantes del Golf, a escasos 30 km se encuentra San Roque, el lugar de legendarios campos de golf y uno de los destinos golfísticos de más alto nivel en toda Europa. La calidad de los campos se refleja muy bien en los ganadores que ha tenido a lo largo de los años, entre otros, Severiano Ballesteros, José María Olazábal, Roberto de Vicenzo, Sergio García, Padraig Harrington o Rory McIlroy.

El campo de golf está situado en San Roque y fue diseñado por Robert Trent Jones senior. Hizo historia al convertirse en el primer campo español y primero fuera de las Islas Británicas en acoger en Europa la Ryder Cup, en 1997. Antes había albergado nueve ediciones del Volvo Masters, que continuó disputándose aquí, y se había ganado el reconocimiento de los mejores jugadores, convirtiéndose en el campo número uno de Europa. También acogió dos Campeonatos del Mundo American Express (Tiger Woods ganó el de 1999).

El Real Club de Golf Sotogrande, fundado en 1964, está enclavado en un entorno natural perfecto para la práctica de este deporte durante todo el año. Está considerado como una de las obras maestras de Robert Trent Jones, quien eligió este campo como uno de sus cinco favoritos entre los más de 500 que diseñó por todo el mundo. Es un campo perfectamente integrado en el entorno natural

Es un club de campo y una comunidad cerrada ubicada en San Roque, a pocos kilómetros del Cortijo Román. Cuenta con el curso Old, que fue diseñado por Dave Thomas y construido en 1990. También con el curso New, que se agregó en 2002 y fue diseñado por Perry Dye.

El paraíso para los amantes del Golf en el Mediterráneo con dos magníficos campos de golf Alcaidesa Links y Alcaidesa Heathland, un total de 36 hoyos profesionales, sol y vistas espectaculares al mar, a Gibraltar y África hacen que el enclave sea aún más espectacular.

Polo Club

Es uno de los mejores clubes del mundo y cuenta con más de siete canchas, cuatro de ellas World Class, perfectas para la práctica deportiva. Cuenta, además, con unas magníficas instalaciones dedicadas a hostelería y eventos privados y corporativos durante todo el año.

Qué visitar

Declarada conjunto histórico artístico en 1983 por el Estado y ratificado por decreto 84/2004 de la Junta de Andalucía, el patrimonio artístico y monumental de Jimena de la Frontera es muy extenso.

Declarado monumento nacional en el año 1931, el Castillo de Jimena de la Frontera se alza majestuoso sobre el cerro de San Cristobal. Es el monumento más emblemático de la zona y su construcción data del siglo XIII. El castillo fue un elemento defensivo de gran importancia durante el reino nazarí pues protegía la provincia desde el norte de la sierra de Cádiz hasta el Estrecho de Gibraltar. Sin embargo, la calzada empedrada de acceso al castillo así como sus aljibes son probablemente de origen romano. El recinto amurallado conserva completa la entrada al Patio de Armas y destacan la Torre del Reloj y la Torre del Homenaje. El castillo también conserva algunos restos de su decoración original, a base de motivos geométricos.

Descubiertas en 1978 por un vecino de Jimena de la Frontera, no hay datos exactos sobre su datación. En ella encontramos un conjunto de pinturas rupestres pertenecientes al denominado arte sureño andaluz. El motivo central de las pinturas son embarcaciones seguramente del tipo de las que usaron los primeros colonizadores de la zona, llegados desde el mediterráneo occidental. Un completo catálogo de embarcaciones con una historia milenaria.

A pocos metros del castillo de Jimena de la Frontera encontraremos la Iglesia de la Misericordia. Construida sobre el siglo XV es posible que en origen fuese una mezquita si bien su emplazamiento es bastante anterior y dataría del siglo V como horno de producción alfarera. Denominada primeramente como Iglesia de Santa María fue lugar de culto hasta los años 20 del siglo pasado. En 1934 debido probablemente a su mal estado, la cubierta del edificio fue suprimida quedando al aire libre hasta 1997. En este año se plantea la restauración del edificio, que actualmente está habilitado como sala de usos múltiples del ayuntamiento local.

Situado a dos kilómetros del núcleo urbano de Jimena de la Frontera, el Santurario de Nuestra Señora de los Ángeles fue levantado posiblemente en el siglo VX por los monjes franciscanos. Durante los siglos XVI y XVII el templo fue reformado y ampliado hasta convertirlo en monasterio. Destacan la sacristía y su claustro con arquerías y pilares hechos de ladrillo. El claustro acoge un jardín que es regado con el agua de un pozo, también situado en el claustro. Durante la toma de Gibraltar por los ingleses, en agosto de 1704, este lugar acogió a las monjas de Santa Clara, de la misma orden franciscana, que huían del asedio que se producía en la zona del peñón.

El Canal de la Real Fábrica de Artillería de Carlos III discurre en paralelo al cauce del río Hozgarganta a lo largo de 650 metros y su estado de conservación es bueno. Para la construcción de los muros que forman el canal se usaron arenisca y piedras irregulares unidas con argamasa. En su época, en torno al canal se estableció una numerosa población obrera encargada de la fabricación de munición y armamento. De ahí su ubicación, próxima al agua y a minas de hierro; elementos fundamentales para la producción de artillería. El intervalo de tiempo de máximo funcionamiento de la fábrica fue entre los años 1779 y 1783 para contrarrestar el asedio al peñón de Gibraltar. En 1789 dejó de producir.

Situado a escasos metros del recinto fortificado del castillo de Jimena de la Frontera está el conocido como Baño de la Reina Mora. Es una construcción en la que se tallaron varias cavidades sobre roca arenisca dando lugar a una pileta. Existe la creencia de que en esta pileta, y bajo una techumbre hecha con vigas de madera para estar al resguardo del mal tiempo, se solía bañar una reina mora. Por otra parte, se defiende la idea de que las piletas se usaban como punto de almacenamiento de agua.

Dentro del Parque Natural de los Alcornocales, en el término municipal de los barrios, está el Santuario de Bacinete. En él encontraremos pinturas rupestres, unas cien figuras esquemáticas pertenecientes casi todas a la Edad de los Metales. Otras pinturas son incluso más antiguas, pues se remontan al Neolítico.

En la periferia oriental del parque, en la vecina serranía de Ronda, encontramos el Monumento Natural del Cañón de las Buitreras. Verticales paredes de más de cien metro de profundidad que llegan a ser doscientos en la conocida como Garganta de las Buitreras. En el cañón habita una importante colonia de buitres leonados. La garganta la forma el río Guadiaro en las cercanías de la estación de ferrocarriles de Gaucín.

Dónde comer

Jimena de la Frontera cuenta con una deliciosa gastronomía que va desde setas de temporada hasta ollas de tagarnina o la repostería de tradición árabe; la piriñaca, el guiso de pata de cerdo, el gazpacho caliente y de espárragos, la carne en adobo, el cabrito de caza y los estofados de perdiz o venado

Cocina mediterránea y española. Tiene un amplio patio interior decorado al estilo andaluz y con bonitas vistas. Fundado en 1920, todo un clásico de la zona.

Ofrece estupenda cocina tradicional de la zona y también cocina internacional. Sabores andaluces, marroquíes o griegos llenan su carta. Dispone tanto de patio como de comedor interior.

No hay carta, cada día se ofrece a los comensales los platos que se han preparado en la jornada. Si bien el local funciona como bar desde 1920, es en 1983 cuando se convierte en restaurante.  Establecimiento pequeño pero grande en encanto; estilo mesón.

Cocina tradicional mediterránea siendo especialidad de la casa alguno de los platos más típicos de la zona. A destacar “el solomillo ibérico a la tasca con salsa de almendras”, probablemente su plato más popular.

Buenas tapas y una extraordinaria variedad en montaditos. Sencillez y buen hacer en un bar sin grandes pretensiones que, sin embargo, cubre las expectativas de los más exigentes.